31 de agosto de 2015

2

Croquetas de jamón y pollo

Regresamos de las vacaciones con más energía que nunca y nuevas ideas.
Hoy una receta de esas de toda la vida. Nadie podrá decir ya que no sabe hacer croquetas, es facilísimo. Aquí lo tenéis explicado.
Las croquetas caseras no tienen ni punto de comparación con respecto de las que se compran, yo aún no he encontrado unas precocinadas que estén tan buenas, como las que podamos preparar en casa, seguro que estáis de acuerdo conmingo. Hoy os dejo la receta de unas croquetas de pollo y jamón serrano, que están de rechupete.






 
 
 
 
 
(para 2-3 personas)
  • 200 gr. pollo cocino y deshuesado
  • 100 gr. jamón serrano troceado
  • 1/8 de cebolla
  • 1 cucharada de mantequilla
  • 1 cucharada de harina
  • 5 cucharadas de leche







 
 
 
 
 
 
  • 1 sartén
  • platos hondos (para el rebozado)


















Troceamos el pollo que hemos cocido (lo podemos cocer expresamente o aprovechar del pollo cocido del caldo), yo he deshuesado la carne cocida y la he desmenuzado minuciosamente con las manos.

Pochar la cebolla y mezclarlo con la carne de pollo.


Seguidamente le añadimos el jamón troceado y lo pasamos por la sartén 1 minuto más.
 
Ahora preparamos la bechamel, pero esta vez lo he hecho de manera diferente y queda estupendo. La he preparado directamente en misma sartén.
Añadimos la mantequilla y cuando se haya desecho le añadimos la harina, removemos y por último vertemos la leche. Removemos junto con toda la mezcla de carne, así hasta que veamos que espesa.
Servimos la mezcla en un plato y lo introducimos en la nevera, un mínimo de 2 horas, para que la masa enfríe, endurezca y así sea más fácil darle forma.
Después del reposo, la sacamos y le hacemos la forma de la croqueta y pasamos a rebozarla; preparamos 3 platos, unos con harina, otro con huevo batido y otro con pan rallado. Pasamos la croqueta primero por la harina, luego por el huevo y por último por el pan rallado.

Cuando tengamos todas las croquetas rebozadas las volvemos a meter en la nevera 30 minutos más hasta que cojan cuerpo y ya podemos pasar a freir.


En este punto, si las croquetas no las vamos a comer hoy, las podemos congelar para cocinarlas otro día, si no, pues en una sartén con aceite caliente, las echamos y las doramos.

2 comentarios:

  1. Que ricas las croquetas!! Mmmmmm!!
    Me gustan con cualquier ingrediente.
    Bs

    ResponderEliminar

¡Gracias por hacer un comentario en catapunchinpun.com!